Facebook Twitter Google +1     Admin
Este es un espacio para leer y escribir, para reflexionar y opinar; es una ventana abierta, un orificio en el muro. ¡Asómate!

Temas

Enlaces

Archivos

gurrion

Textos feisbuseros de octubre y noviembre

Aquí, una pequeña selección de textos publicados en facebook el pasado mes de octubre y este de noviembre...


.. Donaciones bibliográficas

Ayer, a través de mi amigo José Manuel Abad (un “escodalobos” con pedigrí, hijo de un afamado “Ferrero” de Banastón), entregué-entregó en el Museo Pedagógico de Aragón, en Huesca, dos documentos escritos para el fondo bibliográfico del mismo. Con el único interés de que puedan estar a disposición de estudiantes de magisterio o investigadores que quieran consultarlos... Se trata, por un lado, de la tesis doctoral presentada, ahora hace un año, por Juan Lorenzo Lacruz y que lleva por título: “EL MOVIMIENTO DE RENOVACIÓN PEDAGÓGICA <AULA LIBRE> (1975-2000): CONTEXTO, DISCURSOS Y PRÁCTICAS” (680 páginas) y “DIARIO DE UN MAESTRO: (septiembre 2004 – junio 2010). Artículos y comentarios publicados en el blog: http://gurrion.blogia.com”, trabajo que realicé, con motivo de una Licencia por Estudios (460 páginas). En una donación anterior, quedaron allí depositadas tres colecciones de revistas: “Aula Libre” (desde el número 29); “Bibliotelandia” (boletín de la biblioteca escolar del Colegio Público Miguel Servet de Fraga) y “Aguas Limpias” (boletín del Grupo de Trabajo “Medio Ambiente” del mismo colegio). Creo que es el lugar adecuado para que estén estos materiales, siempre que se implemente el fondo bibliográfico del citado museo y se convierta en un centro de investigación, además de exhibición de materiales. (2 de octubre)

 

.. El paso de la frontera... postal.

Que nadie vea en este breve texto una banalización del drama humano que viven quienes deben atravesar fronteras terrestres para escapar del hambre, de la persecución o de la muerte.  Lo que planteo no tiene nada que ver, pero no quiero que nadie pueda interpretar la palabra “frontera” , repito, como una banalización de las que tienen muros, alambres y brutalidad represiva para impedir el paso...

Acabo de publicar el número 3 de los Cuadernos de Macoca (46 páginas), con el subtítulo de “Diarios intermitentes (en prosa y en verso)” . Los recogí el viernes en la imprenta y el sábado acudí a correos a consultar cuánto me costaría mandarlo... Lo puse en un sobre usado, de los que tenía por casa y les pedí por favor que lo pesaran. Resultado: 103 gramos. El ente de correos tiene instaladas unas cuantas “fronteras postales”. Mi Cuaderno había saltado la de los 100 gramos y por eso, en lugar de pagar 0,92 euros, debería pagar: 2,03 euros, ¡Por 3 gramos! Cierto que en algún valor hay que situar la frontera, pero también debería de haber –una vez establecida- un margen de 4 o 5 gramos (incluso porque puede que no todas las balanzas estén bien calibradas y pesen bien...) Ya sé que estoy dando argumentos para darme la razón, pero... Finalmente, acudí a la librería a ver si tenían algún envoltorio plástico que me sirviera y encontré unas bolsas plástica con auotocierre, en las que cabía el Cuaderno. Para evitar cargar peso, he suprimido la etiqueta y en el dorso de la cartita que acompaña a la publicación he escrito la dirección y el remite. Me he presentado esta mañana en correos, de nuevo; hemos vuelto a pesar y nos hemos quedado en 98 gramos, por lo que he podido quedarme a este lado de la frontera postal y pagar algo menos de la mitad de lo que me costaba el envío con un sobre convencional. He dejado ya 20 ejemplares en la estafeta y ya tengo 40 dispuestos para llevar mañana de nuevo. Con las publicaciones hechas en imprenta, ocurre a veces que cuesta más el envío que el precio de coste... Es decir que resulta caro hasta regalarlas. ¡Qué tiempos! (5 de octubre)

 

.. Amaneceres literarios...

¡Bueno, no sé!, yo creo que si desde la ventana o balcón de tu casa puedes ver este espectáculo de amanecer otoñal, es posible hilvanar unas líneas directamente poéticas o generalmente literarias... Ahí lo dejo por si alguien se anima a escribir... ¡Estos cielos, llenos de belleza efímera, son cuadros que pintan a tres manos, el amanecer, el sol y las nubes! Luego, llegan unos tipos, estampan una torre metálica de comunicaciones delante de la vieja torre, identificativa de la ciudad, y del horizonte iluminado y producen de manera permanente lo que ha dado en llamarse contaminación visual, ¡y con razón se llama así, porque hay que ver lo que jode tenerla delante cada vez que te asomas a la ventana!  (6 de octubre)

 

Delantera Bibliolectora

Cuando se llega a esta edad en la que me encuentro, de vez en cuando (cada vez con más frecuencia), tropieza uno con vivencias del pasado, con momentos agradables que te hacen sonreír y recordar serenamente... No hace mucho, escribía en mi muro de facebook un elogio de las delanteras futbolísticas de hace unos años: aquellas formaciones de cinco elementos que desarrollaban un juego ofensivo y que nos sabíamos de memoria...

 Al encontrarme esta foto hecha, hace justamente 10 años, en Santiago de Compostela, se me ocurre que las cinco personas que estamos en ella, formamos en su día una estupenda delantera bibliolectora, pues los cinco tratamos de potenciar al máximo las bibliotecas escolares, la lectura, la escritura y otros asuntos colaterales, allá donde nos había situado la vida o el destino: en Fraga, Plasencia de Cáceres, Madrid, Guadalajara y Granada, nada menos. Y llevábamos nuestras prédicas y testimonio allí donde éramos invitados. En esta ocasión, nos encontramos en la capital de Galicia, participando como ponentes en las Primeras Xornadas de Bibliotecas Escolares de Galicia. Ya teníamos relaciones anteriores y las hemos mantenido después, habiéndonos encontrado en otros lugares y en otras ocasiones... Coronas, Tejero, Andreu, Camacho y Mata. ¡Vaya delantera!, ja, ja. Y si nos fijamos en la otra foto, nos encontramos a los cinco nombrados y a la “seleccionadora”: Cristina Novoa, que fue quien nos invitó a viajar a su tierra gallega. Un abrazo a mis compañeros de fotografías, en el décimo aniversario de aquella ocasión... (8 de octubre de 2015)

 

Chapas y fauna (III)

Buenos días. Nueva entrega de chapas temáticas. En esta ocasión con cuatro animales emblemáticos de los espacios geográficos o naturales donde viven. A pesar de estar todos protegidos; algunos van viendo recortado su territorio, no solo por la expansión humana, sino también por causas “naturales”, derivadas de las prácticas humanas. La figura del OSO POLAR en las chapas de bebidas se encuentra en varios países nórdicos. La que aquí muestro es de Dinamarca. El calentamiento global está propiciando la desaparición de los hielos del polo norte y, por consiguiente, la aproximación de los osos polares a zonas habitadas. La chapa con el TIGRE es de Vietnam. El tigre asiático también padece la presión humana, no solo por la reducción y la intromisión en sus hábitats naturales, sino por los usos medicinales tradicionales que son responsables de que se cace de manera furtiva (también como trofeo) y se comercialicen algunas parte de su cuerpo como ingredientes para ensalmos curativos, sexuales, etc. El ALCE, parece que goza de un estatus algo mejor que sus “colegas” de reseña. Aunque fue cazado de manera intensa. Hoy día se calcula su población en más de dos millones de individuos, repartidos por Norteamérica y Eurasia. La chapa de la foto es de Canadá. Finalmente, el ELEFANTE africano (chapa de Kenia), es el animal terrestre más grande que existe. Sus orejas irradian calor para refrescar a esos enormes animales y su trompa es, en realidad, una larguísima nariz que sirve para oler, respirar, barritar, beber y agarrar cosas (un auténtico aparto multiusos). El elefante está protegido, pero el marfil de sus colmillos propicia una caza furtiva indecente, no solo por los que lo cazan y lo comercializan; sino también por quienes –adinerados y sin escrúpulos- sostienen un mercado que no debería existir, comprando objetos de marfil. Cuatro chapas dan para mucho, como podéis ver. (29 de octubre)

 

Nuevo deporte de riesgo: el MONDONGUING

Bueno, bueno... ¡cómo está el patio! Después del piercing, del rafting, del puenting, del barranquing (y otros “ing” que no vienen a cuento), nos enteramos de que al tradicional y, hasta anteayer, saludable MONDONGO, le acaban de poner también la peligrosa terminación y ha quedado convertido en deporte de alto riesgo, con la amenazadora denominación de MONDONGUING. Ya hace tiempo que pusieron contra las cuerdas a las matacías: primero, bajando las cifras del colesterol para empezar antes los tratamientos farmacológicos y culpando a los productos del mondongo de las alteraciones del mismo y, luego, con medidas drásticas que impedían o dificultaban la tenencia y matanza de cerdos domésticos. Bueno, dijimos, aminoraremos la ingesta de productos derivados de animal tan entrañable... Y así hemos tirado unos años, comiendo productos derivados del cerdo con moderación. ¡Hasta ahí, pase, y ya son muchas concesiones!, pero esta última andanada que convierte el comer morcilla en evidente MORCILLING o ingerir jamón en peligroso JAMONING y así con el resto: butifarring, torteting, longanizing, etc. es posible que sea un ataque en toda regla a la gastronomía nacional y a la libertad individual de tenerla presente. Después de cuatro años de PP, nada más nos faltaba este sentimiento de culpabilidad al comer “carnes procesadas”. No hay manera de levantar cabeza y, más ahora, que vamos camino del invierno y esas viandas –con la debida y la indebida moderación- nos quitan el frío y nos dan calor... Salud y mondongo.

P.D.: Por cierto, que en ese partido nombrado también hay abundante “carne procesada” y aún estamos esperando que la prohíban (o que la encierren bajo llave para que deje de dañar a la población) – 29 de octubre

 

.. GÉNERO Y NÚMERO. ¿Por qué se dice “sin ningún género de dudas” (cuando la duda es evidente que tiene género) y no se dice “sin ningún número de dudas”, que sería lo correcto?, ya que “sin ningún número” vendría a ser equivalente a no tener ninguna duda, que es lo que queríamos decir, ¿no? (6 de noviembre)

 

.. Hice muy bien ayer

en bajarme el sol en la retina,

para que me alumbre en la cocina

mientras hago de comer...

Porque, cuando amanece en Sobrarbe,

el paisaje está que arde;

el ánimo se estira, se estira

y se respira vitalidad y alegría...

Hice bien ayer

en bajarme el sol a Fraga

para combatir esta niebla

que te deprime y aplana...

Y cuando se acabe el efecto

 del soleado recuerdo

habrá que salir a buscarlo

allí donde podamos hallarlo...

 

(13 de noviembre de 2015)

 

.. Hace más de 25 años... (I)

Como contrapeso a la tragedia diaria de la muerte; de vez en cuando, voy colocando en mi muro noticias más amables; algunas de ellas, desempolvadas de mis carpetas de recuerdos o de materiales guardados. De dichos materiales puedo ir tirando o puedo ir asomándome con una mirada –para nada nostálgica-; más bien, satisfecha y sonriente... Sonriente, entre otras cosas, por aquello de que algunos y algunas siguen ofreciendo ocurrencias pedagógicas como si descubrieran de nuevo el fuego y no saben siquiera que, veinte o treinta años atrás, ya hacíamos lo que ellos proponen. Y lo hicimos, sabiendo que tampoco nosotros fuimos sus inventores: fuimos herederos de una tradición de educación y escuela con sentido común, con criterio y rigor que ya se había practicado, siempre como alternativa a otra basada en lo de siempre: el autoritarismo y el condenado libro de texto, que aún hoy da tantos dolores de cabeza.

El uso de la prensa en la escuela ofrecía un plus de materiales y de interés. Algunos aspectos de la actualidad, entraban en el aula y, además, realizábamos revistas escolares donde íbamos fijando algunas de nuestra inquietudes y realizaciones... Hoy, los diarios digitales también proporcionan pretextos para trabajar en la escuela; y el maestro o la maestra, mediadores lectores y culturales, también deben mediar entre los documentos y los niños y niñas.

(La revista LO PARDAL la fuimos haciendo durante seis cursos escolares y sacamos 18 números. Están llenos de actividades creativas y sorprendentes colaboraciones).

(16 de noviembre de 2015)

 

.. Hace más de 25 años... (II)

Estos documentos, tienen exactamente 33 añitos; los mismos que se cumplieron el pasado día 8 del corriente, de las inundaciones ocurridas en Fraga en 1982. Éstos son algunos de los testimonios escritos. En este caso, en la revista escolar que hicimos en clase. Le llamamos “La actualidad de 5º B” y editamos tres números a lo largo del curso. En dos páginas del primer número, los chicos –emulando a intrépidos reporteros-  contaron y dibujaron la riada. La impresión de las páginas (por una sola cara) la hicimos con la máquina multicopista y la portada con la “gelatina”, otra técnica de impresión curiosa y muy útil en aquellos tiempos. Conté en aquella ocasión con la colaboración de Mercè, quien, aunque todavía no había llegado a Fraga, me ayudó a “construir” la bandeja con la gelatina para poder imprimir...

Hubo un tiempo en el que las propuestas pedagógicas en la escuela tenían bastante más sentido que la construcción de cuadros, estándares y evoluciones permanentes, con los que ahora se hurta un tiempo precioso y una energía que podría utilizarse en propuestas de trabajo acordes con los tiempos, innovadoras y cautivadoras del interés y de la atención... Pero se ha llegado a un punto de enloquecimiento en el que lo que se pide, ya desde las familias, son más exámenes, más libros de texto... Justo lo contrario de lo que debería ser... En este desgraciado país, todo el mundo sabe de todo y de educación, hasta el más lerdo. Por eso (y por otras razones, claro) estamos donde estamos. Buenos días y buen finde... (20 de noviembre)

20/11/2015 09:41 gurrion #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Plantilla basada en http://blogtemplates.noipo.org/

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris